Artículos

El ritmo más adecuado para tu libro

No he podido evitar que la imagen destacada de esta entrada sea de Tolkien. No es que quiera tacharle de mal escritor porque, para empezar, sólo leí una parte de “El señor de los anillos” y no conozco más de él, pero sí es verdad que el ritmo que llevaba su novela es motivo de queja de mucha gente, incluso entre los fans de ESDLA.

Tolkien era capaz de parar la historia para contarte cómo fluyen las aguas de un río y pegarse, tranquilamente, dos páginas describiéndotelas junto con el árbol que tienen al lado, y a mi parecer, eso es algo que interrumpe el ritmo y que me hace muy reacia a darle una segunda oportunidad al libro.

Resultado de imagen de el señor de los anillos
Imagen: Gandalf en una cueva

También me lo hizo Victor Hugo en “Notre Dame de París”, dedicando a veces capítulos enteros a describir la catedral o las plazas de París (y, como confesé, me los salté sin sentir la más mínima culpabilidad).

Sin embargo, otros libros pecan de ir demasiado deprisa, de no dejar que el lector asuma las ideas. Así que, ¿cuál es el ritmo adecuado para tu novela?

Quiero señalar aquí a dos escritores que me encantaron durante mi infancia y pre-adolescencia: Jack London y J.K. Rowling.

Comencé a leer a Jack London cuando tenía aproximadamente diez años y fue ahí cuando me sumergí en la lectura con su libro “La llamada de la naturaleza”, recuerdo que me hice un carnet en la biblioteca sólo para poder llevármelo a mi casa y terminarlo.

En “La llamada de la naturaleza” Jack London no te cuenta historias llenas de acción y ultra-emocionantes, sino que te cuenta el viaje de un perro-lobo durante su vida, tanto en su vida salvaje como en cautividad. No parece muy emocionante, pero Jack London no sólo te sumerge en la historia sino que usa un ritmo intermitente en el que hay varios capítulos seguidos donde te angustias leyendo como los perros y el lobo pasan hambre y luego llegan capítulos en los que todo es maravilloso, no hay escasez, los personajes están de buen humor, satisfechos, y tú lo estás también.

Resultado de imagen de jack london
Imagen: Jack London

Para una historia como esa, en la que se relata un viaje, el lector tiene que tener angustia y respiros, tiene que seguir un ritmo en el que describas su entorno como agresivo y te centres en sus emociones de angustia y otros en los que estén a salvo y felices, aunque sea temporalmente. De este modo no se hará un camino eterno para el lector y podrá disfrutar de tu novela mejor.

Por otra parte, J.K. Rowling no relata ningún viaje, sino el curso escolar de un alumno que es perseguido por el mago oscuro más peligroso del país. Sí, todos conocemos Harry Potter, no hace falta que diga más. Pero, ¿cuál es el ritmo de la saga? Sigue una estructura casi detectivesca y es que en estos libros no hay una historia lineal en la que el personaje pasa por grandes dificultades y luego una temporada de calma para después volver a las aventuras más complicadas, sino que en un sólo libro se comienza con un misterio: algo está ocurriendo en Hogwarts. Normalmente la decisión del protagonista es no verse inmiscuido pero acaba siéndolo aunque los profesores intenten evitarlo, así que J.K. Rowling introduce sucesos de tensión que siquiera tienen que pasarle al protagonista (por ejemplo, los ataques del basilisco) y hace que éste persiga la trama. Por supuesto, sigue siendo una historia desarrollada en un colegio, por lo que hay periodos en los que te relaja dando atención a las tareas escolares, o a las vacaciones, o a los problemas familiares de cada personaje. J.K. Rowling plantea un único enlace que va a seguir siendo el problema a resolver durante todo el libro, pero te calma entregándote pistas o momentos de tensión intercaladamente, aunque éstos no sean resueltos hasta el final del libro, algo que diferencia su estructura de la de Jack London.

Resultado de imagen de JK ROWLING
Imagen: J.K. Rowling

Obviamente, si tu libro va sobre fantasía oscura, misterio o terror, aunque puedas permitirte momentos de calma, sabes que el lector va a buscar esas sensaciones en tu libro, así que el ritmo deberá ser otro.

Lo que quiero decir, al final, es que debes mostrar un poco del mundo de tu libro y un poco de la vida personal de los personajes, manteniendo un equilibrio en el que ni un árbol sea más importante que el protagonista durante cuatro páginas, ni que la vida personal del personaje eclipse por completo la trama principal.


Con esto, nada más que decir. Espero que ningún fan de Victor Hugo o Tolkien quiera asesinarme por tomarles de ejemplo.

No olvides compartir y seguir el blog.

Apóyame como escritora uniéndote a mi Patreon y recibe recompensas exclusivas por ello.

¡Ciao, ciao!

Anuncios

5 comentarios sobre “El ritmo más adecuado para tu libro

  1. Esto me da que pensar en lo que escribo, ya sea una anecdota de 3 paginas de word o un cuento mas largo… cuando escribo me dicen que lo hago con mucho humor y gracia (las anecdotas largas) y con intriga los cuentos mas largos, asi que nunca sé si este punto que planteas lo tomo en cuenta o paso olimpicamente del ritmo de lo que escribo XD A veces creo que todo es intenso hasta que se acaba y uno se relaja XD

    Le gusta a 1 persona

    1. No sólo depende del estilo de escribir del autor (en mi caso el humor no es tan recurrente, me gusta más todo lo que gira en torno a la fantasía oscura) sino que hay gente a la que se le da bien y otra que necesita aprenderlo. Y no pasa nada, a mí algunos aspectos de la escritura se me dan peor que otros, sé mantener el ritmo y la trama pero describir lugares y ropa se me da fatal jajaja. Igual a ti se te da bien mantener el ritmo.

      Me gusta

      1. Uff, describir a mi tambien se me da fatal, como que no tengo gracia haciendolo y que me da igual que ropa lleven o el paisaje o la estancia… pero a veces es necesaria y pues hay que saber meterla entre actos y cosas, pero buerno… Algundía enseñaré lo que escribo a la gente (enel blog que tengo muerto) y te aviso si eso, jeje. Por ahora solo minovio leyó algunas cosas y a el le gusta, pero no creo que sea muy objetivo jajajaja

        Me gusta

      2. Pues aquí me tienes, si pides una crítica objetiva soy capaz de darlas jajajaja prueba de ello es mi reseña de Quid Pro Quo, la autora me cae fenomental y es un encanto pero los fallos los he dicho igualmente 🙂

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s